fbpx

Japoneza Retreat: la inspiración detrás del #idílicodestino

821 0

Japoneza Retreat, uno de los destinos más espectaculares y cercanos a la Ciudad, te lleva a un mundo donde dos culturas, que al parecer no tienen mucho en común, se entrelazan para formar un santuario de equilibrio y paz rodeado de la naturaleza más espectacular. Es por ello que el destino propone un estilo que rescata las similitudes culturales, históricas, sociales y artísticas de ambos países y las une en un proyecto hotelero y arquitectónico.

Este oasis ubicado en la Laguna de Atlangatepec en Tlaxcala, fue creado con inspiración en el animismo, una manera de relacionarse con la naturaleza como un ser viviente. Esta forma de respeto a la vida y a la naturaleza se vio reflejada en la arquitectura, la indumentaria y la filosofía de la cultura japonesa y mexicana antes de la aparición de las religiones.

Otra de las principales inspiraciones de este destino fue el trabajo artesanal. Del mismo modo que los japoneses, los artesanos mexicanos tienen como referencia la Toltecayotl o el “arte de vivir”. Estas filosofías están siempre presentes en los trabajos de los artesanos.

Con un diseño minimalista, limpieza visual y fácil acceso, el objetivo de Japoneza Retreat es que los visitantes exploren nuevas formas de descanso y creatividad, fomentando el respeto a México, su medio ambiente y sus habitantes. Es indispensable impulsar un equilibrio con el mundo natural y tener un impacto social.

Por este motivo, Japoneza Retreat se ha centrado en que toda la estructura, muebles, detalles y diseño del destino sean construidos por manos de las comunidades aledañas, abriendo nuevos espacios de trabajo y ayudando a las familias, además de respetar a las especies endémicas de flora y fauna, logrando así ser un mismo espacio con la naturaleza.

Japoneza Retreat es el destino de lujo inmerso en un clima desértico, perfecto para que los huéspedes encuentren un lugar de contemplación y tranquilidad interior, creando la unión ideal entre ser humano, naturaleza, arte, contemplación, México y Japón a través de la gastronomía, diseño, arquitectura y esencia de un lugar auto sustentable y mágico.

Related Post