fbpx

Concepción de Buenos Aires, un pueblito #jalisciense sin igual

77 0

Si te gusta la aventura, te invitamos a recorrer el estado de Jalisco y descubrir el bello pueblo de Concepción de Buenos Aires, una joya turística ubicada en el corazón de la Sierra Tigre, donde podrás conectar de forma increíble con la naturaleza y disfrutar de sus increíbles paisajes.

 

Pero eso no es todo, este destino es perfecto para los amantes de la arquitectura y fanáticos de la buena gastronomía.

 

Recorrer las calles empedradas es una de las tantas cosas que se pueden hacer en el pueblo de Concepción de Buenos Aires en Jalisco. Su Centro Histórico está enmarcado por una bella y armoniosa plaza cívica con muchas jardineras y fuentes que te ayudarán a refrescarte mientras caminas por el lugar.

 

Puedes tomar un pequeño descanso y contemplar el atardecer desde una banquita para después conocer algunos de los tesoros arquitectónicos imperdibles del pueblo como el Templo y Ex convento de Amacueca, fundado en 1547 y considerado uno de los mayores vestigios franciscanos más imponentes de la región, debido a la cantera perfectamente labrada usada en su construcción, sus diseños salomónicos e imponentes estatuas que resguarda la fe de los habitantes y visitantes.

 

De igual manera encontrarás el Retablo Dulce Nombre de Jesús, una magnífica pieza de estilo barroco estípite, también conocido como churrigueresco, que data del siglo XVIII. Este retablo es uno de los más antiguos e importantes en México, debido a su gran tamaño que lo hace destacar entre los únicos 16 que se conservan en la entidad. Además, los bastidores que lo acompañan son de madera ensamblada y tallada, policromados en hoja de oro. 

 

En el lado cultural, Concepción de Buenos Aires es hogar del Museo de las Ciencias Naturales, un sitio creado para el estudio, uso, conservación y manejo de los humedales de la entidad, especialmente aquellos nombrados sitios RAMSAR (áreas naturales protegidas). En este museo podrás encontrar: talleres, cursos, y exposiciones itinerantes; además de reuniones institucionales y de organizaciones enfocadas en la educación ambiental y la conservación de la vida silvestre.

 

Otro de los atractivos culturales que te ofrece este destino son distintos vestigios arqueológicos como las tumbas de tiro y petroglifos, que datan de hace más de 2 mil años atrás y que fueron testimonio de la vida diaria de las diferentes tribus de la región.

 

Si algo caracteriza al estado de Jalisco es su vasta diversidad natural, una tierra repleta de abundante flora y fauna, y esta región no es la excepción, te recomendamos asistir a algunos de los más populares como: el parque temático Abba Park, en el que tu valentía se pondrá a prueba en las tirolesas y  un puente colgante. Pero si prefieres algo más relajado, puedes optar por los talleres interactivos, paseos a caballo, recorridos en bici de montaña, servicio de spa y muchas otras actividades.

 

Para cerrar la noche con broche de oro, nada mejor que lo hagas bajo las estrellas en el Campamentos Vista Paraíso, el cual es una gran opción para disfrutar de la actividad. En las cabañas San Gregorio también tendrás la oportunidad de acampar, este sitio cuenta con un estanque de agua, una cascada, paseos a caballo, bici de montaña y un sendero al borde del río para caminar.

 

En las cascadas Cruz de Tierra hay un estanque de agua fría si eres de los osados que gustan de los retos, mientras que en el cerro del Valle Florido podrás practicar el senderismo mientras se aprecia el sonido de las aves.

 

Después de tanto recorrido por el pueblo seguro se te abrirá el apetito, te llevarás una grata sorpresa si optas por los platillos tradicionales de este municipio como el mole de nuez, el mole, el pozole, el huizmole, la birria (tatemada o en caldo)  de chivo o de borrego, los tamales y los sopitos (sopes pequeños con carne molida acompañados de repollo rallado, rábanos y tomate fresco).  Para beber, nada mejor que un delicioso café de olla con gorditas de pinole o un típico ponche de granada o cualquier otra fruta, escarchado con nuez, pepino, durazno y mango. Y para el postre, unos deliciosos dulces tradicionales elaborados con nuez, café y pitaya.

Related Post